Morata hará test a empleados municipales, comerciantes, hosteleros y personal de residencias

Morata ha comenzado a realizar algunos de los 1.000 test para detectar coronavirus entre sus empleados municipales. También se realizarán entre comerciantes, hosteleros, personal de las residencias de ancianos, así como efectivos de seguridad y emergencias de la localidad.

Se convierte en el primer municipio de la Comunidad de Madrid y en uno de los pocos de España en realizar los test a trabajadores y empresarios del comercio y de la hostelería. Se harán pruebas a los más de 200 trabajadores del pequeño y mediano comercio u otros servicios que permanecen abiertos o que está previsto que abran sus puertas con la siguiente fase del plan de desescalada. También se podrán someter a los test los 60 empleados de los bares y restaurantes del municipio.

El Ayuntamiento ha dispuesto una partida de más de 230 test para todo el personal de las tres residencias de la localidad. Además, se reservarán pruebas para aquellos residentes con especial riesgo, el sector de población más afectado por la pandemia.

Los efectivos de Policía Local, Guardia Civil y Protección Civil desplegados en el pueblo también podrán someterse a las pruebas. También a los 50 voluntarios que han formado parte del Plan de Voluntariado contra el Coronavirus participando de forma más expuesta al riesgo.

Las pruebas de detección rápida han comenzado por los empleados que acuden regularmente a su puesto de trabajo. A medida que la situación mejore y se reincorporen presencialmente se hará al centenar de trabajadores que componen la plantilla municipal.

“Con 95 casos confirmados, estos test van a ser esenciales para conocer la situación en Morata y evitar la propagación del virus”, explicó el alcalde, Ángel Sánchez. “Hemos hecho un gran esfuerzo para adquirir estos test”, ha subrayado el regidor. También recordó que los 30.250 euros que ha supuesto la adquisición de las pruebas serán íntegramente sufragados por las arcas municipales.

“Nuestro objetivo garantizar la salud de todos los morateños testando a aquellas personas que son más susceptibles de estar en mayor contacto con otros, apoyando la labor del servicio de salud pública y en coordinación con los profesionales sanitarios”, ha comentado Sánchez. Además añadió que los “test rápidos, con una fiabilidad superior al 90% y con la máxima sensibilidad y precisión”.

La concejala de Comercio, Juani Serrano, destacó “la ayuda a las pequeñas empresas y comerciantes, que han tenido que trabajar en condiciones muy difíciles o permanecer cerrados. No los podíamos abandonar”, animando a los morateños a que sigan comprando en la localidad.

El Consistorio ya está en contacto con trabajadores y empresas para ofrecerles su inclusión en este programa, cuando pueden pasar para la extracción de sangre. La prueba rápida se realiza a través de un simple pinchazo en un dedo y la toma de una gota de sangre como muestra.

Todos aquellos que trabajen expuestos al público o colaboren activamente como voluntarios van a poder asegurarse de que se encuentran en perfectas condiciones. Mientras, aquellos que den positivo serán derivados al Centro de Atención Primaria para comenzar con el protocolo sanitario establecido.

Deja una respuesta