Un Belén a Emilia Pardo Bazán y música tradicional para las Villas de la Comunidad de Madrid

La Comunidad de Madrid rinde homenaje a Emilia Pardo Bazán en el centenario de su fallecimiento con un Belén inspirado en su obra Cuentos de Navidad y Reyes. La iniciativa está enmarcada en la programación de Navidad con la que el Gobierno regional llenará de música tradicional sus Villas históricas y desplegará propuestas para todos los públicos.

Realizado por la Asociación de Belenistas de Madrid, este montaje, que se exhibe en la Sala Alcalá 31, pone en escena los ambientes y personajes descritos por Pardo Bazán apelando a la riqueza escenográfica y espiritual que supuso el Nacimiento en la sociedad de mediados del siglo XIX y primeras décadas del siglo XX, cuando su presencia en los hogares españoles trascendía lo meramente social, al constituir un ritual que unía a gente de todas las edades.

Asimismo, un año más, entre los grandes atractivos de la Navidad madrileña figura el tradicional Belén de la de la Real Casa de Correos, sede del Ejecutivo autonómico, que cuenta en esta ocasión con el elemento predominante del agua, símbolo de vida, futuro y regeneración.

Música tradicional

Por otro lado, la Comunidad de Madrid llevará la música tradicional navideña a las Villas históricas de la región, en cuyas plazas tendrán lugar una serie de conciertos donde mayores y pequeños podrán conocer de cerca el folclore de esta época del año.

Así, en Manzanares El Real se podrá disfrutar del Concierto con motivo de la Navidad del Grupo Raíces de Cenicientos, una rondalla formada por una decena de músicos que actuará también en San Martín de Valdeiglesias. En Torrelaguna habrá un Recital de villancicos tradicionales a cargo de la agrupación Pliego de Cordel, especializada en música tradicional de Alcalá y su comarca, que también se podrá escuchar en Colmenar de Oreja.

En la Plaza Mayor de Chinchón, la Agrupación Arrabel entonará Villancicos y cantos tradicionales navideños de la Comunidad de Madrid, una muestra representativa del patrimonio musical de Madrid, que llegará asimismo a Villarejo de Salvanés.

Patones de Arriba acogerá los Aguinaldos de la Sierra de Guadarrama, que volverán a sonar en Nuevo Baztán y Rascafría. Y en Buitrago de Lozoya se pondrá en escena el espectáculo Recordando nuestras raíces, de los Zambomberos Coros y Danzas de Colmenar de Oreja, con folclore tradicional, instrumentos, canciones y bailes originales de la Navidad.

Espectáculos teatrales para todos los públicos

El capítulo escénico se desplegará igualmente por toda la geografía madrileña, y estará dirigido a toda la familia. Así, el escenario del Teatro Auditorio de San Lorenzo de El Escorial acogerá la representación de El gato con botas de la alianza de compañías Per Poc Marionetas – Forma Antiqva, con acompañamiento de música barroca. El público infantil podrá disfrutar también con el espectáculo Amar la libertad, de la agrupación Yo soy ratón. Por su parte, el Coro de la Comunidad de Madrid dará un Concierto homenaje a la música española, organizado por la Fundación de la Orquesta y Coro de la Comunidad de Madrid.

Tampoco faltará la danza en San Lorenzo de El Escorial con la compañía Aracaladanza y su pieza Play, un espectáculo para público familiar a partir de 4 años en el que se fusiona la danza con el lenguaje audiovisual. El circo estará igualmente presente de la mano de la divertidísima Compañía Chisgarabis y su Gala de circo.

En la Cabrera, el Centro Comarcal de Humanidades Cardenal Gonzaga Sierra Norte contará con los modernísimos títeres de la Compañía de Lupe y Luisa, y su pieza En el bosque, así como con la legendaria Compañía Indeleble, que pondrá en escena su Cabaret de Luxe Indeleble, una extraordinaria gala de circo para pequeños y mayores.

Ruta por los conventos madrileños

Los planes navideños ofrecidos por la Comunidad de Madrid pasan también por los dulces, que son la estrella de estas fechas, a través de una ruta por los conventos y monasterios madrileños que los elaboran artesanalmente, como el Monasterio del Corpus Christi, en la capital, donde preparan mantecados de Jerez, naranjines, sequillos, nevaditos, pastas de té, entre otros, o el Convento de San Diego de Alcalá de Henares, a cuyas monjas se las conoce popularmente como almendreras o las Diegas de Alcalá, en referencia a su única especialidad: las almendras garrapiñadas, cubiertas de almíbar.

Tampoco se puede dejar de visitar el Convento de las Carmelitas Descalzas de Loeches, cuyas monjas preparan mermeladas y compotas a base de azúcar y frutas de temporada que recogen de su propio huerto. Y en Chinchón, las monjas Clarisas del Monasterio de la Inmaculada Concepción ofrecen una amplia gama de dulces entre los que destacan las rosquillas fritas, turrón de praliné de almendra y mantecados nevados, aderezados con un toque de aguardiente con zumo de limón y hojaldrado.

Las hermanas del Convento de las Clarisas de Valdemoro no se limitan a la repostería, sino que además abarcan el sabor salado: su menú incluye pastas castellanas, trufas de chocolate, empanadas de atún o tarta de almendras.

Actividades en museos

Junto a todo lo anterior, distintos espacios y museos de la Comunidad de Madrid organizan talleres para mayores y pequeños, como el que se desarrollará en el castillo de los Mendoza de Manzanares El RealLa estrella del árbol del castillo, que consiste en realizar decoración navideña con la técnica de la papiroflexia y colocarla en el árbol ubicado en el patio de armas del castillo.

En la Casa Museo Lope de Vega tendrá lugar el Taller de Versos y espadas: Esgrima en el museo, mientras que en el Museo Casa Natal de Cervantes de Alcalá de Henares se podrá disfrutar de la animación teatral Quixancho en otoño, un divertido montaje en el que el escudero Sancho narra las batallitas vividas con Don Quijote.