Interceptados 150 kilos de cocaína que iban a entregarse en Atocha

Agentes de la Policía Nacional han conseguido abortar el pase de 150 kilos de cocaína que se iba a realizar en la estación de Atocha.

La operación se ha zanjado con cuatro detenidos que forman parte de una organización de narcotraficantes que introducía la droga vía marítima en Huelva y que, una vez llegaban a la ciudad andaluza, la movían por carretera hasta Madrid, lugar donde era recibida por miembros encargados de su distribución. La cocaína viajaba en “caletas” fabricadas en el interior de vehículos para su ocultación.

Entre los detenidos se encuentra el líder de la organización, que viajó expresamente desde Colombia para supervisar el trasvase de la droga.

EL MODUS OPERANDI

La investigación comenzó el pasado mes de noviembre cuando los agentes tuvieron conocimiento de la existencia de una organización de narcotraficantes que introducían estupefacientes en España, para su posterior distribución por Europa. Tras varias gestiones, los agentes comprobaron que la red investigada había enviado un cargamento de cocaína oculta en un habitáculo del casco de un barco ‘portacontenedores’ que navegaba regularmente desde Colombia hasta Europa, realizando parada en Huelva. Era tal su grado de profesionalidad que para la extracción de la droga contaban con buzos especializados.

Una vez que la mercancía se encontraba en España, esta era transportada hasta Madrid para ser entregada a miembros del grupo encargados de la distribución. El traslado se realizaba en vehículos con “caleta” o huecos estancos fabricados en el interior para ocultar la droga.

Los investigadores descubrieron que el pase de la droga se iba a realizar en las inmediaciones de Atocha, por lo que se estableció el correspondiente dispositivo operativo en la zona detectando al líder de la red, quien se había desplazado expresamente desde Colombia para supervisar los pormenores de la intervención alojándose en un hotel de las inmediaciones.

El principal investigado había entregado las llaves de un vehículo a otro individuo quien, presuntamente, se debía encargar de su
recogida y posterior ocultación. Dos horas más tarde, otra persona distinta se acercaba hasta el aparcamiento de la estación para recoger el turismo y emprender la marcha, momento en el que los agentes le interceptaron y arrestaron. A continuación eran detenidos los otros integrantes que se encontraban en la zona.

Tras inspeccionar el vehículo, los policías detectaron un compartimento expresamente elaborado y preparado para el transporte de la droga que ocultaba 58 paquetes de cocaína, localizando además otro turismo con 77 paquetes más en las inmediaciones. En total se han aprehendido 135 paquetes de cocaína que contenían unos 150 kilos de cocaína así como unos 2.500 euros destinados a pagar una parte del transporte.

Deja una respuesta