La delegada de Gobierno pide «paciencia» a los madrileños durante la cumbre de la OTAN

Los próximos 29 y 30 de junio el Recinto Ferial de IFEMA acogerá la cumbre de la OTAN, que se celebra dentro de un contexto internacional especialmente complicado en Europa a causa de la guerra en Ucrania. La delegada de Gobierno en Madrid, Mercedes González, pidió «paciencia» a residentes de la capital ante las restricciones de movilidad que supondrá la organización de este evento internacional en la ciudad.

«Creo que no hay mejor manera de celebrar nuestro 40 aniversario a la adhesión de la OTAN que celebrar una cumbre de estas características: una cumbre histórica en un momento histórico«, destacó González ayer en Torrejón de Ardoz, tras presidir la Junta de Seguridad Local.

«Durante unos días, Madrid será una ciudad volcada en la organización, el seguimiento y la seguridad de esa cumbre, con lo que vamos a ver muy restringidos todos nuestros movimientos habituales», explicó la delegada de Gobierno.

El dispositivo de seguridad organizado para está cumbre implica la coordinación con Presidencia de Gobierno, el Ministerio de Interior, la Delegación de Gobierno en Madrid y el Ayuntamiento de la capital. La celebración de la cumbre supondrá restricciones importantes en la movilidad de los madrileños, ante lo que González pidió «paciencia», mostrándose convencida de que «Madrid va a estar a la altura» de un evento como este.